“Bajo el Sol de mi Toscana” Primera parte: La irresistible Villa Mangiacane

6_20091221_2033056778_20110909_1197039695_20110912_1811534887

Cuando mi amiga Maribel me sugirió la posibilidad de escaparme a la Toscana, me asaltaron un montón de buenas sensaciones, secuencias de películas inolvidables, Bajo el Sol de la Toscana(Cortona) , La vida es bella (Arezzo), el paciente inglés (en Camprena, entre otras localizaciones extremadamente hermosas), Cartas a Julieta (Verona, Siena) Sueño de una noche de verano (Montepulciano, famosa por su vino Nobile)…Los vinos, Toscana me evocó también los famosos Chiantis, los Brunellos de Montalcino, la pequeña Saint Tropez de Italia… y los panes sin sal. Cómo sabrían esos panes que nacieron en la Edad Media cuando la sal que llegaba al centro de Italia era tan cara?

la foto 4

El vino y el pan me llevaron al queso pecorino de Grosseto, ese queso de oveja (pecora en italiano) curado, que compro a veces en  Gold Gourmet, y al aceite, el oro verde de la Toscana…

Sí, mientras mi amiga me hablaba de la extraordinaria y exclusiva Villa Mangiacane, donde me alojaría dos noches y me deleitaría con la comida del magnífico chef Francesco Lagi, yo estaba ya recorriendo con la memoria imaginaria unos paisajes rurales con inestimable patrimonio artístico y extensiones plateadas y armoniosas de olivos que se alternaban  con viñedos rebosantes de la Sangiovese (sangre de Judas) y cipreses…esas filas de cipreses que yo asocio a cementerio y que solo en el corazón de Italia son decorativos.

Bien, me pareció muy bien, se acababa el verano, los niños, Jimena y Rodrigo, apuraban los últimos días de playa con su padre, Madrid era todavía ese lugar delicioso sin más tránsito que el de los turistas, el teléfono apenas sonaba, los mails no se acumulaban interminables como pasaría en cuanto llegara Septiembre…los amigos estaban dispersos y felices según contaban en las redes… Sólo tenía que adquirir un billete rumbo a Florencia y desde allí emprender el viaje pendiente desde hacía tanto tiempo…o no es Toscana uno de los destinos más anhelados?

A tan sólo 40 km del aeropuerto, donde alquilé el pequeño Fiat que me trasladaría desde Florencia a Siena por la Chiantigiana o carretera SS222 tres días después, se encontraba el paraíso donde empezar a saborear el principio de un viaje singular.

Fiat, escultura, comiendo la sangiovese 1

Un viaje también a mi interior, a la soledad, desde la que puedes concentrarte en ti misma y en lo que te rodea, sin las interferencias de la cotidianidad. Sin ninguna duda, la espléndida Villa Mangiacane, Winery y spa, con 600 acres de viñedos y olivos, era el lugar ideal para poner a prueba y llevar al extremo a todos mis sentidos.

A 15 km de Florencia, y en el término municipal de San Casciano in val di Pesa, de pronto, y siguiendo un camino entre los omnipresentes cipreses de la zona llegué a una estancia de ensueño. Una hacienda agrícola donde la sangiovese y la frantoio campan a sus anchas, una villa entre viñedos y olivos  en la Toscana, irresistible para  Glynn Cohem un empresario sudafricano que se enamoró de ella con la misma intensidad que podría haberme enamorado yo si dispusiera de su fortuna.

Una antigua villa del siglo XV, reconvertida en hotel de lujo con 28 habitaciones donde las mesillas de noche, por ejemplo, son pequeños escaparates de máscaras venecianas. Cada una es diferente y sorprendente con piezas de coleccionistas infinitas. El hotel cuenta también con una villa privada, Villa Machiavelli en la que pueden hospedarse de 10 a 20 personas para disfrutar de la más absoluta privacidad.

Admirando desde una de sus terrazas, la cúpula del Duomo es inevitable desear alquilar esa villa y pasar unos días de celebración con los seres más queridos. Es posible!!
Cuenta la historia  que fue edificada por el cardenal Francesco María Maquiavelo, tío del famoso político y teórico, autor de El príncipe y que fue Miguel Ángel quién colaboró en su construcción y decoración.
En la última remodelación se ha incluido un spa de película, será por eso  que George Clooney,  lo ha disfrutado?
Me temo que sí y que también quedaría prendado como tantos americanos y pudientes, que visitan Villa Mangiacane, de la gastronomía de Francesco Lagi. Y como yo, que aunque era la única que hablaba español (curiosamente el atento equipo del hotel, liderado por la adorable Adalgysa, habla más en inglés que en italiano) gocé como una sibarita en su salsa. Os voy a relatar sólo una de las comidas que degusté durante los dos días que permanecí en el que puedo afirmar rotundamente que es uno de los mejores hoteles de mi vida.

frescoed_terrace_by_night_20110912_1987755101

El festín comenzó con un soufflé de  pecorino con trufa y miel de los alrededores y continuó con una pasta única, porque la elabora el chef con vino de la Villa, y la acompaña con aceitunas, tomates cherry, panceta, albahaca y parmesano de 24 meses. Todo el mediterráneo en la boca. Sabores intensos y diferenciados.

La textura de este plato me sobresaltó gratamente, era nueva para mí, consistente, resistente pero sensual, untuosa…el aspecto de la pasta me recordó al de los percebes. Nunca olvidaré el helado de naranja confitada con romero… ni el momentazo grappa y té verde con yerbabuena en uno de los muchos jardines que rodean la finca. Ni el chianti clássico “de la casa” con el que acompañé aquella comida especialmente diseñada para mí, y tantos ratos de introspección que viví admirando, además de la vegetación (pinos mediterráneos y palmeras africanas) las modernas esculturas traídas desde Zimbabwe.

La piscina sin fin, en silencio a cualquier hora, salvo cuando la redecoran para celebrar bodas, por ejemplo es un plus en un espacio recreado para el placer absoluto, en soledad o en compañía.

Los ratos que pasé con Graziano, el director técnico  de Villa Mangiacane, fueron muy productivos para alimentar mis conocimientos sobre el chianti clásico (DOCG), tinto seco, con un contenido alcohólico superior y un cuerpo robusto con sabor a frutos rojos, a cereza ácida…

Muy sabroso el classico, gran selezione 2011 con el que brindamos por la inminente ampliación de la producción y de la bodega de Villa Mangiacane.

Graziano me habló de una categoría de chiantis, los Supertoscanos,  que mezclan, por ejemplo la tradicional sangiovese con la cabernet sauvignon  originando vinos más complejos y concentrados. No tuve oportunidad de catarlos….

En la próxima entrega os relataré qué hacer en los alrededores de Villa Mangiacane. Justo enfrente y atravesando su viñedo, Matteo, el director de Villa Machiavelli os regalará  experiencias inigualables, comiendo y guiándoos por las estancias donde vivió el autor de la frase “el fin justifica los medios”. En el mismo San Casciano, también os recomiendo cenar en el restaurante Nello,Su cocinero, veneciano, elabora las mejores sardinas en escabeche que he comido nunca y que en su día entusiasmaron a la banda de Pink Floyd.

UBICACIÓN:

Villa Mangiacane

Concha

Como reportera televisiva he tenido el privilegio de contar la evolución de la gastronomía y la oferta turística en general, durante 20 años en Telemadrid y en Televisión Española. Gastronómada y apasionada de la vida, sigo manteniendo una agenda muy suculenta que quiero compartir ahora con mis seguidores. Presento, prescribo y propongo a las empresas del sector cuando me necesitan.

More Posts - Website

Follow Me:
TwitterFacebook

Buscando raíces de meteoritos para receta de la templanza

Carmen y Santiago_MG_5595_MG_5573Quesadatortilla de Betanzoshamburguesamorcillaconcha1hamburguesaspisto con huevos de pollita concha1

 

Pocos viernes por la noche me veréis cenando en Madrid. El fin de semana suelo disfrutarlo en casa, con niños y amigos por los que… cocinar me resulta una bendición. Pero si mi amiga Alexandra Sumasi me dice que tengo que conocer una taberna de nuevo cuño y me cuenta que sus fundadores, Carmen y Santiago me van a conquistar y que además voy a compartir mesa con mi  querido colega Alberto Granados, autor de “Planeta en Conserva” y con mi amigo Lady de Cárnicas Lyo, uno de los insuperables proveedores de carne que abastece a la Taberna, la cosa cambia. Si además esa noche de viernes mi inseparable Miriam de las Heras se anima a acompañarme, deduzco que la alineación de planetas se ha dispuesto para que me decida a trastocar mi habitual retiro del fin de semana y  que me debo subir al tacón. Por cierto, cada vez menos alto!

Para altura, la de la calidad de los productos que seleccionan después de muchos viajes y pruebas, Carmen y Santiago, un matrimonio que ha decidido reinventarse tras muchos años dedicados profesionalmente al turismo. Anchoas, cecina de vaca, huevos, morcillas, mejillones, carne… todo tiene nombre y apellidos que garantizan la excelencia y la tradición.

La tortilla al estilo de betanzos es una emoción contínua y está hecha al momento! con patatas nuevas, impregnadas de brisa marina gaditana y huevos recién puestos por gallinas gallegas y felices.

Los mejillones tigre también son una obra de artesanía gastronómica, como las anchoas sanfilippo con mantequilla atemperada para guiarnos por una nueva experiencia sensorial.

Las minihamburguesas de dos carnes de buey con maduraciones extremas de cárnicas Lyo entre panecillos hechos expresamente por el  Museo del Pan Gallego, trastornan y teletransportan a parajes irreconocibles.

De la quesada pasiega qué decir, si hasta elabora  Carmen el queso fresco pasiego a partir de leche de vaca recién ordeñada…Santiago nos la ofrece como un tesoro, templada y mientras nos la cuenta, se nos hace la boca agua como si hubiéramos olvidado que el festín ha comenzado hace dos horas con unas croquetas  de jamón ibérico de bellota…una cecina sin nada más que ella misma, porque ella lo vale, una ensaladilla como la de mi madre pero presentada con bellos pétalos de flores comestibles, unos huevos con pisto para quitar el sentío y hasta la morcilla de cebolla vasca que tantas alabanzas recibió de todos los comensales.

Taberna Pedraza, Bienvenida y bienhallada! Raíces de nuestra tierra, en la calle Ibiza de Madrid.

 

Taberna Pedraza, Ibiza 40

910327200 info@tabernapedraza.com

 

Concha

Como reportera televisiva he tenido el privilegio de contar la evolución de la gastronomía y la oferta turística en general, durante 20 años en Telemadrid y en Televisión Española. Gastronómada y apasionada de la vida, sigo manteniendo una agenda muy suculenta que quiero compartir ahora con mis seguidores. Presento, prescribo y propongo a las empresas del sector cuando me necesitan.

More Posts - Website

Follow Me:
TwitterFacebook

La cocina es mi vida, me apasiona la magia… Joan Abril

982bb40e86961f43e22fdc1eda9826ce

Ca Joan, me la descubre mi amigo Juan Antonio Díaz @ nonodigu. Sabe que estoy comiéndome el Mediterráneo con mi querida Ana @cooketeando y nos propone una parada imprescindible que aceptamos sin rechistar. Ya había oído maravillas de un santuario de la carne en Altea, a pie de carretera, de la N332 y a 100 metros del mar y por fin llegó la ocasión.

14 h. Sol radiante, aparcamiento cómodo y muchas ganas de conocer a Joan y a sus selectas carnes de buey curado durante más de 300 días. Esa es la promesa. No vaca vieja o machorra, o “gallega de trabajo”, que también está muy buena, y en CAJOAN más, no, voy a comer buey auténtico gallego, me ha asegurado mi colega de Metrópoli.

la foto-2

 


Nos recibe Joan,- “me lo imaginaba más mayor”, pienso y más simpático; Lo disculpo porque inmediatamente estamos sentados ante una cerveza de níspero de la cervecera Alcoyana,  que nos deja felizmente impresionados.

la foto-5

Las anchoas del cantábrico 0.0, el pulpo a la brasa y el carpaccio de buey para entrar en materia son impecables. A otras mesas llegan mollejas de ternera, atún rojo, pollo y conejos caseros y a la brasa…Sepia en salsa marinera, sepionet en su tinta a la plancha…

la foto-4

Las propuestas de vino no nos emocionan pero agradecemos que venda territorio.

la foto-6

Toni, la mano derecha de Joan, el joven propietario y heredero de tradición hostelera en Altea, se desvive por atender un restaurante brasería, lleno todo el año, con 225 servicios diarios en verano.

 

la foto-8

Joan, reaparecerá al final para contagiarnos la pasión que comparte con los fundadores de cárnicas Lyo y con su amigo y veterinario Óscar de la Huerga. Un trío de ases que  hacen posible el banquete carnal que vamos a vivir. El chuletón de buey gallego que nos muestra Toni, antes de llevar al fuego, es el  resultado de la apuesta de unos enamorados de la gastronomía que quieren aportar experiencias nuevas a los más sibaritas. Algunos ya han vivido algo parecido en los buenos tiempos de el Capricho de León y en el siempre honesto e incomparable Etxebarri de Bitor en Atxondo, Bilbao, por ejemplo.

la foto-9

CAJOAN es uno de los veinte restaurantes de España que tiene en su carta genuina carne de buey. Un manjar muy escaso en vías de extinción por su enorme costo de producción. Son necesarios 4 ó 5 años con una alimentación natural y una extensión de terreno enorme para que un buey produzca la carne que solo desean los muy entendidos. Luego vendrán  largos períodos de oreo  del músculo, rojo ladrillo y con grasa blanca nacarada, en las cámaras que los hermanos Lady y Oscar Juan, tienen en Mercamadrid. Allí  controlan temperatura y humedad hasta que  se rompen fibras y se produce la transformación en carne tierna y repleta de colágeno. Joan nos relata que él lleva esa carne, posteriormente y por su cuenta, a extremos de maduración que cualquier día podría  arruinar alguno de los chuletones que vende  a 85 euros el kilo.

la foto-3

Pero eso es, precisamente, lo que ha convertido a CAJOAN en un lugar de culto para los más gourmets. Los que buscan sabores y texturas imposibles. Aquí.

La carne sólo se sella y se atempera en el centro, al amor de unas brasas de carbón de encina que se prende a primera hora de la mañana. Se sirve con unas deliciosas patatas fritas como tampoco he probado nunca. Lo que siente el paladar al saborear esta carne es totalmente nuevo, notas dulces, frutos secos… intensidad, persistencia…la textura también te traslada a territorios desconocidos. La grasa infiltrada da mucho juego…

 982bb40e86961f43e22fdc1eda9826ce

Al finalizar la bacanal, Joan nos invitó a salir a la terraza y nos sirvió una original y suculenta “esencia de turrón”. Con un semblante mucho más relajado que con el que nos recibió dos horas antes,   se sentó con nosotros y brindamos con otra joya alicantina, un Fondillón Sacristía que nos acercó unos metros más a las puertas del cielo. Joan Abril ya podía celebrar que  la función había concluído con éxito un mediodía más y mientras sus comensales se dirigían probablemente, a pasear por la playa del Albir, empezó a contarnos a Anita, a Nono y a mí cómo había conquistado a la colonia de vascos que viven en Benidorm y al inconmensurable chef francés, Joël Robuchon que también tiene casa cerca de Altea. Así iniciamos una tarde de confidencias que terminó al anochecer frente al mar, en el You Chic donde Joan, también se la juega cada día, con pizzas y gin tonics de muy buen tomar.

 

la foto-12

Un motivo más para permanecer a orillas del Mediterráneo a pesar de que lo estén tentando para que aterrice en Madrid. -¡No te muevas de aquí!,- me atreví a decirle cuando nos despedíamos de vuelta a la capital de España…y Mónica, su otra mano derecha y que entró en escena a última hora, sonrió.

 

Concha

Como reportera televisiva he tenido el privilegio de contar la evolución de la gastronomía y la oferta turística en general, durante 20 años en Telemadrid y en Televisión Española. Gastronómada y apasionada de la vida, sigo manteniendo una agenda muy suculenta que quiero compartir ahora con mis seguidores. Presento, prescribo y propongo a las empresas del sector cuando me necesitan.

More Posts - Website

Follow Me:
TwitterFacebook

Mi tarta irresistible (o de huevos rellenos escondidos)

lista para regalar
Suena Aníbal Troilo, pero la mañana que hice esta tarta por primera vez era la algarabía de once niños la que me acompañaba. Estábamos pasando unos días en Galicia, cuatro mamás con sus polluelos y una tata que intentaba poner un poco de orden de vez en cuando. Aquel día me tocaba cocinar a mí y había empezado muy temprano a hervir 15 huevos, a picar cebollas frescas y secas, moradas y blancas, valencianas, gallegas y francesas. Cuando los niños bajaron a desayunar la cocina ya olía a la salsa de tomate que tanto gusta a Jimena y a Rodrigo. A laurel, a tomillo limonero y a romero recién cortado. La misión era bien sencilla; preparar mis deliciosos huevos duros. Las cinco latas de atún ya estaban esperando mezclarse con la salsa de tomate hecha a fuego muy lento, removida continuamente con cuchara de madera.
sofrito
Jimena y Elena pelaron los huevos cocidos, los cortaron a la mitad y separaron las yemas semicocidas, untuosas aún. Por el inmenso ventanal de la cocina de la vieja casona de Luisa se divisaba playa América. Los niños se ponían la crema protectora los unos a los otros y Nuria y Eva se acercaban a incordiar o a servirme un Ribeiro excepcional. Ya era mediodía y yo no había comenzado a rellenar los huevos por culpa de la dichosa salsa que hasta que no empieza a caramelizar no doy por concluída.
-”Pero cuando acabas con la salsa?”, preguntaban con la retranca contagiosa de Pontevedra.
-”Los niños quieren bajar a la playa”
El día anterior habíamos dispuesto a última hora, los chipirones encebollados, unos percebes y unos mejillones comprados en la plaza de Abastos de Nigrán, hoy queríamos dejar la comida ya preparada y qué mejor que unos huevos duros… Mañana saltearíamos bróculi con patatas cocidas y salchichas…
tarta en galicia
Bien, pues cuando me puse a montar la mayonesa sucedió lo inevitable, sólo teníamos un aceite de oliva virgen extra, buenísimo pero fortísimo para hacer la tradicional salsa y aquello no me gustó. ¿Huevos rellenos sin mayonesa y encima metiéndome prisa? Pues tendría que improvisar. Y así fue como se me ocurrió, cuando añadí las yemas al atún Calvo en aceite de oliva, y eché la salsa encima,  rellenar los huevos y componer un círculo. Con toda la masa sobrante, que fue mucha porque me había pasado haciendo la salsa de tomates y cebollas, fui rellenando los huecos que quedaban entre los huevos y cuando me dí cuenta tenía lo que los niños bautizaron como “tarta de huevos rellenos escondidos”.
1
Esta noche, en casa, en Madrid, sola, porque mis hijos están en otra playa con su papá, y con un tinto de Carraovejas, porque yo lo valgo y mi amigo José María me lo regala, le he dado un nuevo giro a los huevos dichosos. Ya con una mayonesa en condiciones y salmón ahumado Domínguez, he conseguido una tarta digna de mi amigo Dani. Mañana celebraremos que sigue creciendo este chicarrón, único e intransferible, marido de mi amiga Maria José y señor de corchopán, marqués del salmorejo, zar de las ensaladillas, emperador del sashimi y lord del barbecue. Espero estar a la altura con este atrevimiento de plato que precederá a la barbacoa que lleva anunciándonos un mes, en Zarzalejo.
lista para regalar
Vaya por Dani y su sonriente y sumiller esposa, repito, mi querida Huertitas, por Don Alberto Guri, maestro de espada y marqués de Afflelou, por Sir Cristian (andersen), el hombre siempre húmedo y duque de la serie abdominal, por Almudena Sanchez, condesa de Pilates y marquesa del oblícuo, por Daniel Gómez-jiménez Landi, señor de las pitarras y el granel fino, por José maría Sanchez-Cerezo, conde duque de la Monastrell, vinatero mayor de Jumilla, por don Javier Pantoja Ferrari-rosso, señorito entre los señoritos de Sanlucar al Puerto, por Maria Jesús Puebla, señorita de todas las fragancias, condesa de todos los medios, duquesa de Sotosalbos, musa de Laurent Perrier y  amiga mía desde tiempos inmemoriales, también.
http://youtu.be/6twIGMUUdYc"> http://youtu.be/6twIGMUUdYc" type="application/x-shockwave-flash" allowScriptAccess="always" allowfullscreen="true" width="560" height="344">
2
Firmado: Concha Crespo, marquesa de la Albufera, baronesa de Montealina, incendiaria de las gastroondas, anfitriona por antonomasia, embajadora del buen gusto allá donde pisa…y no sé qué más títulos que me otorga Daniel González, uno de los hombres más divertidos que conozco y con el que siempre desearé seguir cumpliendo años y viviéndolos y comiéndonoslos y bebiéndonoslos, yo también. Felicidades grandullón!!!
3
11 ninos felices

Concha

Como reportera televisiva he tenido el privilegio de contar la evolución de la gastronomía y la oferta turística en general, durante 20 años en Telemadrid y en Televisión Española. Gastronómada y apasionada de la vida, sigo manteniendo una agenda muy suculenta que quiero compartir ahora con mis seguidores. Presento, prescribo y propongo a las empresas del sector cuando me necesitan.

More Posts - Website

Follow Me:
TwitterFacebook

¡Bienvenidos!

Bienvenidos al nuevo blog de Concha Crespo, aún estamos puliendo algunos detalles técnicos. A veces pasa como en los directos, que no todo va bien ;)

Untitled_8230113746_l

Si tenéis cualquier problema o comentario podéis hacerlo en este mismo hilo, o enviarnos un mail a contacto@conchacrespo.com

¡Gastrobesos para todos! :)

Concha Crespo

Siempre he sido una amante de las nuevas tecnologías y de la gastronomía, y sobre todo, muy fan de Concha. Ella, ídolo para much@s gastronómadas y gastopirados (¡gracias @gastrolocura por enseñarme el término!) y también ídolo mío, se lanza al cyberespacio para reafirmarse y ocupar el hueco que se merece en este mundillo, en el que yo espero apoyarla y ayudarla en lo que sea necesario ;) En resumidas cuentas, gastronómada, empresaria, community manager, foodie, apasionada de la vida y su familia. ¿Da tiempo para algo más? :P

More Posts - Website

Follow Me:
Twitter